El comienzo de 2018 dista mucho de parecerse a 2017 para bitcoin, la madre de todas las criptomonedas. Luego de acumular alzas por 1.400% el año anterior, lo que le permitió acceder a los mercados regulados a través de contratos a futuro basado en esa moneda, un conjunto de noticias y acontecimientos han provocado una abrupta caída en el precio del bitcoin que, durante enero, fue del 30% del valor alcanzado. Comienzan a aparecer las dudas entre los inversores que vieron crecer sus ganancias de manera exponencial.

Bitcoin hace retroceder las ganancias de los inversores

Nadie podía imaginar, más allá de la extrema volatilidad de las criptomonedas, que en tan sólo un mes el bitcoin haría retroceder con fuerza las ganancias de los inversores. 2017 fue el año de la explosión en el precio de este criptoactivo. El 1.400% de suba en su precio que acumuló durante todo el año pasado dejó en los bolsillos de los inversores que apostaron al bitcoin un crecimiento de 200 mil millones de dólares.

Los eventos y noticias que afectaron a bitcoin y al resto de las criptomonedas hicieron que en el mes de enero de 2018 la primera de las monedas virtuales perdiera un 30% de su valor de mercado, esto significó unos 44 mil millones de dólares. El bitcoin había alcanzado, en diciembre de 2017, un valor muy cercano a los 20 ml dólares por unidad luego que CME Group lanzara al mercado los contratos a futuro basados en la cotización de la moneda virtual.

Este jueves, el bitcoin caía más de un 13% y se comercializaba en los mercados internacionales a 8,738 dólares. El resto de las monedas virtuales seguía la tendencia bajista. Hoy viernes llego a caer hasta los 7786 dólares por bitcoin.

Los golpes al bitcoin

La abrupta caída que viene experimentando el bitcoin, desde que comenzó 2018, se explica en una serie de acontecimientos que ponen en duda la viabilidad de los criptoactivos y las preocupaciones surgidas por las acciones de mayor regulación hacia ellos.

Corea del Sur, uno de los países con mayor cantidad de operaciones con bitcoin lanzó una serie de medidas desde su organismo de regulación para evitar el anonimato en las operaciones con monedas virtuales y disminuir los riesgos de fraude y fuga de divisas de ese país. Los inversores recibieron la noticia con una importante salida del mercado de las criptomonedas provocando una fuerte baja en el precio.

Días antes, en Japón, el robo de 534 millones de dólares de una de las principales plataformas de intercambio encendió las alertas de los organismos de regulación de ese país asiático y los precios bajaron.

Mientras se extiende el uso de la tecnología blockchain – base de las principales monedas virtuales – en el mundo, la intervención de los organismos de regulación y los problemas de vulnerabilidad han hecho retroceder a los inversores.