En los artículos anteriores hemos referido a bonos gubernamental y corporativos. Ha llegado el momento de profundizar en las características de cada uno de ellos. Conocerlas adquiere relevancia a la hora de definir inversiones. Los bonos pueden ser inversiones muy seguras o entrañar riesgos, según quien sea el inversor y cuál será su capacidad de responder por ese bono al momento del vencimiento. En este artículo abordaremos las principales características de los bonos gubernamentales y corporativos. Pero, es necesario señalar que el mercado cuenta con una gran variedad de estos instrumentos financieros.

Bonos emitidos por los gobiernos

Es habitual que los distintos estamentos del gobierno de un país emitan bonos con distintos objetivos. Los gobiernos nacionales al lanzar una emisión de bonos están generando lo que se denomina deuda soberana.

Al adquirir bonos de deuda soberana existen niveles de riesgo de acuerdo con la capacidad de pago que tenga el gobierno de ese país. Por eso, como forma de orientar a los inversores, las calificadoras de riesgo crediticio califican la deuda de un país y los bonos que vayan a ser emitido.

Un país cuyas cuentas fiscales están comprometidas posee una deuda soberana de riesgo. Por eso, al emitir un bono deberá ofrecer tasas de interés atractivas, de lo contrario fracasará en recaudar lo necesario a través del endeudamiento.

Los bonos soberanos de Estados Unidos son emitidos por el Departamento del Tesoro y esa deuda es considerada muy segura. Esto es así debido que, hasta el momento, la capacidad de pago del gobierno federal no está cuestionada.

De acuerdo con su vencimiento, la deuda emitida por el Tesoro recibe diferentes denominaciones. “Bills” se denomina a los bonos cuyo vencimiento es menor a un año. A los títulos que vencen entre uno y diez años se los conoce como “Notes”. Por último, a aquellos cuyo vencimiento es a diez años o más se los conoce como “Bonds”.

Bonos cupón cero

Una variedad particular de deuda que emite el Departamento del Tesoro son los bonos cupón cero, también conocidos como “bonos z”. Esta variedad se caracteriza por no ofrecer un cupón periódico de pago. El beneficio que obtiene el inversor es un descuento sobre el valor nominal al adquirir el bono.

Si el gobierno federal emite un bono del $ 1.000 en esta variedad de cupón cero, puede venderlo a $ 600. El beneficio que obtenga el inversor se realizará al momento del vencimiento, cuando el gobierno recupere el bono, pagando $ 1.000.

Los “cupón cero” se comercializan también en el mercado secundario y van adquiriendo valor a medida que se acerca la fecha de vencimiento.

¿Qué son los “munis”?

Los gobiernos municipales, estatales y locales, como así también las agencias gubernamentales emiten bonos y se los conoce como “munis”.

Las inversiones en este tipo de instrumentos son consideradas de mayor riesgo que los bonos del Tesoro. No es frecuente que los gobiernos estatales o municipales entren en situación de default, pero tampoco es improbable. Entonces, el riesgo que asumen los inversores es mayor.

Los gobiernos locales suelen incluir en los “munis” algunos beneficios adicionales para hacerlos más atractivos. Por ejemplo, este tipo de bonos están exentos de impuestos federales.

Bonos corporativos

Los bonos emitidos por grandes empresas y compañías industriales, comerciales y de servicios constituyen una parte importante del mercado de activos de renta fina.

Por lo general, estas empresas toman dinero del mercado, por fuera del sistema financiero para apoyar sus planes de desarrollo fusiones y nuevos productos. Si bien no existe un límite a la deuda que puedan emitir las corporaciones, este está puesto en las capacidades potenciales de responder por ella.

Los bonos colocados por las empresas con plazos de vencimiento inferiores a cinco años son considerados de corto plazo. De mediano plazo son aquellos bonos cuyos vencimientos operan entre los cinco y los doce años. Con plazos mayores a los doce años ya hablamos de bonos de largo plazo.

Con respecto a los rendimientos, los bonos corporativos poseen tasas de intereses más elevados que los bonos gubernamentales. Esto se deba a que el nivel de riesgo es algo mayor.

Bonos convertibles

Un tipo particular de bonos que pueden emitir las empresas son los denominados bonos convertibles. Al finalizar el plazo de vencimiento del bono, los tenedores tienen la opción de efectivizarlos o recibir acciones ordinarias de la compañía emisora.

Si el inversor acepta convertir el total o parte de los bonos en acciones se determina por una tasa de conversión. Esta tasa puede ser fija o variar con el tiempo según se comporte la oferta. Para que tengamos una idea más práctica, una tasa de conversión de 20 nos indica que el inversor recibirá 20 acciones por cada $ 1.000 de valor nominal.

Existe una fórmula que los inversores aplican para conocer la conveniencia de convertir o no sus bonos. Consiste en dividir el precio de venta del bono por la tasa de conversión. De esta manera se obtiene el precio de equilibrio de la acción. Si al momento de realizar la conversión el precio de la acción supera el precio de equilibrio, la conversión es conveniente.

Hace poco, la empresa Tesla se enfrentó al pago de títulos de deuda convertibles y se esperaba un aumento en el precio de las acciones para que esta operación fuera rentable para los inversores.

Bonos rescatables

Las empresas pueden emitir bonos rescatables. Estos títulos de deuda se caracterizan porque tienen la opción se ser recomprados por la empresa antes de la fecha de su vencimiento. Si las tasas de interés han bajado durante la vigencia de los bonos, la empresa puede rescatarlos, ofreciendo a los inversores un nuevo bono con una tasa más baja. Para hacer más atractivos a estos instrumentos financieros poseen una tasa de interés más alta que la vigente en el mercado.

Como vemos, los inversores se enfrentan a diario a diferentes opciones para sus carteras de inversiones. Tomar la decisión más adecuada requiere de un profundo conocimiento tanto del mercado como de las diferentes opciones existentes. En Club de Capitales formamos traders capaces de tomar las mejores decisiones en los mercados de renta fija.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here